sábado, 26 de abril de 2008

Juguetes


Acabo de ver esto surfeando por ahí. ¡Qué buena idea! ¡Qué cruel, qué bonito! Me encantaría colocarlos... Me pregunto porqué las restricciones de manos (y no de muñecas) no son tan comunes. Siempre me ha parecido que el bondage normal no restringe de verdad. Esto es mucho mucho mejor. Además, pesan. Aunque creo que sería bueno tener unas en plástico transparente (por alguna razón me lo imagino rosa) para que no pesaran tanto. Ay, ¡cuantas cosas y qué poco tiempo!

4 comentarios:

zor dijo...

Que coso mas interesante. Aunque debe ser realmente horrible que te pique la nariz con eso.

De todas formas del articulo de Herowner, aunque sea menos practico, me parece *precioso* el collar de acero. Que tiene que pesar tambien un monton.

Pipinkos dijo...

Lo cierto es que además de ser preciosas son auténticas armas NO arrojadizas.
Por no mencionar lo peligroso que es andar por casa con ellas, en lo que a puertas y otro mobiliario se refiere.

zor dijo...

Hay que reconocer que para llamar al vecino si que son practicas. Sobre todo si vive en un castillo y/o fortaleza secreta con puertas de acero y se ha olvidado de poner un aldabon.

Maeve dijo...

Jejjejee. Sí, tienen que ser de lo más práctico, para un montón de cosas.

Pipinkos, en esto, como en el resto del bondage, lo importante es no dejar NUNCA sola a la persona sumisa.